Ocho de cada diez españoles querría teletrabajar más de la mitad de la semana

Un hombre teletrabaja desde su casa con un portátil, en Madrid.Un hombre teletrabaja desde su casa con un portátil, en Madrid.Eduardo Parra / Europa Press

El teletrabajo, una modalidad laboral prácticamente inexistente hace apenas seis meses, ha calado entre los españoles. El 84% querría trabajar desde casa durante más de la mitad de la semana, según el informe Los españoles quieren teletrabajar, presentado este miércoles en la Cámara de Comercio de España. La cifra es muy superior a quienes realmente lo hicieron durante el confinamiento, el 16,2% de los ocupados, según la Encuesta de Población Activa del segundo trimestre. Inmaculada Riera, directora general del organismo público, ha reiterado el compromiso de su institución de fomentar el empleo a distancia “sin olvidar el equilibrio entre lo presencial y lo telemático”.

Adriana Scozzafava, consultora tecnológica y autora del estudio, interpreta el informe como una clara demanda social. “Si estos son los resultados tras una situación de teletrabajo terrible durante el confinamiento, creo que es razón de más para tomar los datos en cuenta”. El 74% de los encuestados cree que su empleo le permite trabajar desde casa, el 41,5% opina que podría teletrabajar “completamente”, sin necesidad de pisar la oficina, y uno de cada cuatro no podría hacerlo de ninguna forma.

El informe, en el que han participado 640 personas, no arroja apenas diferencias entre sexos. “Hasta hace poco, parecía que el teletrabajo era una ventaja únicamente para las mujeres y hemos visto que no, que es algo que reclaman mujeres y hombres, y es algo que me gusta”, ha celebrado Gloria Lomana, presidenta de 50&50 Gender Leadership y ponente en la presentación. En la misma línea ha intervenido la autora del estudio: “[El trabajo desde casa] deja de ser un reclamo femenino normalmente asociado a temas de conciliación”.

La única diferencia entre sexos reflejada en el estudio se encuentra en los problemas derivados del teletrabajo. Mientras que la “confusión entre el horario laboral y la vida personal” afecta al 40% de los hombres, aumenta hasta el 50% en las mujeres. Este dato tiene que ver con el mayor número de horas que dedican las mujeres a las tareas del hogar, casi el doble cuando se refiere al cuidado de los niños (38 horas frente a 23) y a la cocina y la limpieza (20 horas frente a 10).

En cambio, Scozzafava sí ha lamentado la brecha generacional que rodea al empleo a distancia en España. Si el 74% cree que reúne las condiciones para teletrabajar, entre los mayores de 55 años se sitúa en torno al 60%. Sobre las condiciones de la vivienda, el 63% asegura que cuenta con el espacio y el mobiliario para trabajar y un 18% solo necesitaría realizar una pequeña reforma.

La principal razón de los encuestados para defender el teletrabajo es la reducción del tiempo de desplazamiento hasta la oficina. Le sigue el ahorro de gastos personales, como el transporte y la ropa. “Al año, solo en alimentación, supone un ahorro de entre 280 y 1.100 euros”, según los cálculos de Scozzafava. El tercer aliciente es poder pasar más tiempo con la familia.

Leave a Reply