Una acusación del juicio de la caja b pide limitar el uso que los testigos hacen de la mascarilla

Aznar, durante su declaración como testigo en el juicio por la caja b del PP.
Aznar, durante su declaración como testigo en el juicio por la caja b del PP.Audiencia Nacional

La asociación Observatori de Drets Humans (DESC), personada como acusación popular en el juicio sobre la caja b del PP que se celebra en la Audiencia Nacional, ha solicitado al tribunal que obligue a los testigos a quitarse la mascarilla cuando declaren por videoconferencia desde sus casas. Esta petición se produce después de que la mayoría de exdirigentes del PP que comparecieron en la vista oral optasen por dejársela, lo que impedía a las partes observar cómo reaccionaban a las preguntas. Solo el expresidente Mariano Rajoy y el exministro José María Michavila se despojaron de ellas.

El abogado Gonzalo Boye, representante de DESC, llegó a preguntar al expresidente José María Aznar por qué se la dejaba puesta. “Porque respeto las recomendaciones de las autoridades sanitarias. Al igual que recomiendan no viajar, mantener distancia… recomiendan llevar mascarilla y soy respetuoso con las recomendaciones”, se excusó el exjefe del Ejecutivo y líder del PP durante 14 años —periodo en el que estuvo operativa la contabilidad paralela que llevaba el extesorero Luis Bárcenas, según considera acreditado ya sendos fallos de la Audiencia Nacional y el Tribunal Supremo—.

La acusación popular mantiene, en cambio, que ese argumento no tiene ningún sentido y algunos testigos “abusan” de las facilidades que le ha concedido el tribunal para declarar telemáticamente. Según detalla DESC en el escrito enviado a los jueces, las autoridades sanitarias no recomiendan usar mascarilla cuando una persona está sola en su domicilio.

Correa y el marido de Cospedal

“Si en un plenario, todos somos capaces de percibir cuando un testigo está nervioso o hace gestos —con brazos, manos, piernas o cara— que pueden reflejar una incomodidad con determinadas preguntas, en una videoconferencia solo contamos con los gestos y expresiones de la cara. Lo que, cubierta con mascarilla, se hace auténticamente imposible”, dice DESC, que solicita al tribunal que también compruebe antes de que declaren que se encuentran solos, pidiéndoles hacer un barrido con la cámara.

Esta solicitud llega después de que hayan declarado todos los expresidentes y ex secretarios generales del PP, aunque aún quedan testimonios de enjundia. Como los de Francisco Correa, líder de la trama Gürtel, e Ignacio López del Hierro, marido de la exministra María Dolores de Cospedal.

Leave a Reply